LEMONCELLO (licor italiano)

10 limones de cáscara gruesa, bien lavados y secados.
500 cc. de alcohol puro
800 gs. de azúcar
1 lt. de agua.

Pelar los limones teniendo cuidado que en la cáscara no quede incorporada la parte blanca, que haría amarga la bebida.

Poner las cáscaras de los limones en un botellón con el alcohol durante un mes ( 1 mes) a macerar. El recipiente debe tener un cierre hermético para que no haya evaporación de alcohol.

Al cabo de ese tiempo la cáscara de los limones deberá haberse decolorado poniéndose blanca y el alcohol tendrá un color amarillento .Filtrar, desechar las cáscaras y volver el líquido al botellón.

Hacer un almíbar hirviendo el litro de agua con los ochocientos gramos de azúcar removiendo hasta que se logre la consistencia deseada. Se deja entibiar, se añade el almíbar al botellón, se agita bien para emulsionar los líquidos y se deja enfriar.
Finalmente se vierte el Lemoncello en botellas mas pequeñas y se lo deja reposar por quince días.

Se guarda en el congelador y se sirve siempre bien frío ya que no hay peligro que se congele por el alcohol que contiene.

Silvia Elias
Buenos Aires-
Argentina

 

Esta receta, nos ha sido enviada por algún/a colaborador/a, la hemos publicado tal y como nos ha llegado y por lo tanto no podemos responsabilizarnos de su resultado.